Desde la década de los 80 del siglo pasado, basados en un marco geomorfológico y tectónico regional, se ha evaluado el grado de actividad de fallas de gran extensión, en depósitos plio-cuaternarios en valles intramontanos de la región andina colombiana. A raíz del sismo del Quindío de 1999, se avanzó en el conocimiento neotectónico detallado y se realizó la primera trinchera paleosismológica en la Falla Montenegro. Posteriormente, se hizo un estudio completo de cartografía y caracterización sismotectónica de la Falla Ibagué, con una trinchera paleosismológica con muy buenos resultados en la evaluación de su potencial sísmico. Estudios similares se realizaron en las fallas de Bucaramanga, Boconó – Aguas Calientes y recientemente en Algeciras.

Diferentes trabajos morfoneotectónicos realizados dentro del sistema de fallas de Algeciras (SFA) han identificado múltiples evidencias morfológicas asociadas a la actividad cuaternaria entre ellas: depósitos truncados y confinados; drenajes deflectados y desplazados; escarpes, trincheras de falla y cuencas de tracción. Sin embargo, solo en 2016, se realizaron las primeras trincheras paleosismológicas teniendo en cuenta diferentes criterios morfotectónicos y sismotectónicos.

Esta primera excavación dentro del SFA se realiza en un escarpe de una falla de atajo que corta la cuenca de tracción del valle de Algeciras, y mediante dataciones radiométricas 14C-AMS, se identificaron edades aproximadas de 7 eventos sísmicos mayores. Se calculó que la FA en este segmento, se mueve a una velocidad mínima de 0,7-0,8 mm/a; sin embargo, los datos asociados a la morfotectónica indican valores estimados de 4.5 mm/a. Se espera comprender esta diferencia con el aporte de nuevos datos paleosismológicos obtenidos en la segunda excavación, en trinchera abierta, donde la falla principal desplaza un drenaje secundario. Se presentan algunos avances de la interpretación y un análisis sedimentológico preliminar. Adicionalmente, se proyectan realizar nuevas excavaciones a lo largo de la FA entre los municipios de Garzón y Altamira para obtener valores de eventos sísmicos con sus dataciones y desplazamientos que se ajusten a periodos de recurrencia y velocidades mínimas más acorde con los valores mencionados. Entre muchos casos en diferentes lugares, las investigaciones paleosismológicas en segmentos de la Falla de San Andrés en Estados Unidos, constituyen una excelente ilustración del porqué es necesario avanzar en este tipo de investigaciones en Colombia.

0

  • Bohórquez-Orozco Olga , Diederix Hans, Gómez-Hurtado Eliana, Audemard Franck, Aguirre Luis Miguel , Mora-Páez Héctor , Fonseca, Héctor ,López-Isaza, Julián Andrés , Cuéllar Cárdenas, Mario Andrés
  • obohorquez@sgc.gov.co, hansdiederix@yahoo.es, egomezh@sgc.gov.co, faudemard@gmail.com, lmaguirre@sgc.gov.co, hmora@sgc.gov.co, jlopez@sgc.gov.co, macuellar@sgc.gov.co
  • Charla