Los procesos morfodinámicos además de ser un elemento fundamental en la modelación del paisaje, son a su vez fenómenos amenazantes que deben estudiarse y considerarse en la ordenación del territorio, por medio de la construcción de modelos de susceptibilidad y/o amenaza que representan adecuadamente dicha dinámica. Para estos estudios se requiere esencialmente un inventario de eventos distribuidos espacial y temporalmente, y la definición de variables condicionales o predictoras, que se consideran determinan o se relacionan con la ocurrencia de los eventos. Existe un gran número de variables predictoras utilizadas alrededor del mundo, un importante número de ellas derivadas de Modelos Digitales de Elevación – DEM- tales como pendiente, curvatura, rugosidad, índice de posición topográfica, aspecto, entre otras. De igual manera se han implementado variables categóricas como geología, usos del suelo y cobertura vegetales.  Para el presente estudio se utilizó el inventario de movimiento en masa del Servicio Geológico Colombiano con un total de 6826 eventos caracterizados por el tipo de evento para todo el territorio colombiano. Como variables predictoras se seleccionaron los mapas de unidades superficiales, coberturas vegetales, precipitación media multianual, tipo de suelos, clima y textura del suelo a escala 1:100.000. Los datos fueron analizados según la frecuencia de los valores para cada punto del inventario, obteniendo las gráficas que permiten comparar la clase de cada mapa con la cantidad de eventos. Posteriormente se realizó un análisis zonal de la distribución de las tres principales categorías obtenidas en cada mapa temático, finalizando con la comparación del inventario con la categoría de amenaza del mapa del Servicio Geológico Colombiano 1:100.000 del 2015. Los resultados señalan que algunas variables presentan tendencias claras con evidencias de movimientos en masa superiores a un 50% en dos o tres de sus multiples categorías, tales como cobertura vegetal, relieve, precipitación anual, clima y textura de suelo. Las categorías a resaltar de estos mapas dada su recurrencia son: climas templados húmedos o fríos húmedos, precipitaciones entre 1000 a 2000 mm/año; suelos de textura fina a media; cobertura de pastos limpios o mosaico de cultivo y   relieves caracterizados como filas y vigas o lomas y colinas. Por lo menos una de estas características se encuentran en el 97% de los casos reportados y el 3.4% de los eventos presenta las cinco condiciones y se localizan principalmente en los departamentos de Tolima, Nariño, Norte de Santander y Valle del Cauca.

  • Mariana Vasquez Guarin, Edier Aristizabal Giraldo
  • mvasquezgurin@gmial.com, evaristizabalg@unal.edu.co