La dendrogeomorfología es una subdisciplina que integra la dendrocronología, la cual permite datar eventos del pasado a través de los anillos de crecimiento de las plantas leñosas, y la geomorfología, por medio de la reconstrucción de diversos eventos geodinámicos. Su aplicación en el trópico es reciente, por lo cual este estudio es pionero en Colombia y segundo en latitudes bajas.

Se evaluó la aplicación en la quebrada Juan García(QJG) ubicada en el Cañón del Río Cauca, en estribaciones del flanco noroccidental de la Cordillera Central. Los depósitos aluviales y geoformas asociadas a la QJG dan indicio de diversos procesos geomorfológicos de distinta magnitud, asociados a eventos hidrometeorológicos y/o sismos que son una amenaza latente para la población y la infraestructura. El contexto geodinámico regional, acompañado del análisis morfométrico, y de la recopilación histórica de eventos ocurridos en la QJG, evidencian su alta torrencialidad.

El objetivo principal del presente estudio consistió en integrar técnicas geomorfológicas, dendrocronológicas y paleohidrológicas para caracterizar, a partir de la estimación de caudales máximos, los eventos torrenciales ocurridos en las últimas décadas y evaluar las condiciones de torrencialidad en la QJG, distribución espaciotemporal y estratigrafía de los depósitos aluviotorrenciales (AT).

La estimación de caudales máximos en las cuencas intramontanas suele hacerse por métodos indirectos cuyos resultados son poco confiables debido a la falta de datos sistemáticos. Por esta razón, los indicadores de paleo nivel (PSI) evidenciados en indicadores dendrogeomorfológicos (FDE), tales como las cicatrices de impacto en el tronco, ramas o raíces de los árboles, permiten una mejor precisión en la estimación de los caudales.

Se hizo un análisis hidrológico de los datos de la estación “La Placita” que permitió entender el comportamiento bimodal del régimen pluviométrico y su relación con la ocurrencia de eventos AT. También se recolectaron 109 datos de árboles con PSI en tres tramos de la cuenca de la QJG, además se obtuvieron modelos de elevación de superficie, usando drones, con una resolución de 0.33m para el modelo hidráulico, y así estimar los caudales. Se seleccionó el mejor modelo, utilizando el menor error cuadrático medio, calculado a partir de la comparación entre la altura alcanzada por el agua en los modelos simulados y los PSI en campo.

Los resultados obtenidos sugieren un caudal máximo de 123.5m3/s, significativamente superior al caudal medio(3m3/s). El inventario de FDE ratifica la presencia de especies con potencial dendrocronológico para realizar un análisis temporal de las avenidas torrenciales en dicha cuenca fluvial.

  • David Alejandro Urueña-Ramirez, Santiago Yepes-Bonilla, Santiago Noriega-Londoño, Adolfo Quesada-Román, Jorge A. Giraldo, Sergio Restrepo-Moreno, María Isabel Marín-Cerón
  • dauruenar@unal.edu.co, syepesb@eafit.edu.co, snoriegal@eafit.edu.co, adolfo.quesadaroman@ucr.ac.cr, jagiral1@unal.edu.co, sarestrepom@unal.edu.com, mmarince@eafit.edu.co
  • Charla